Ir al contenido principal

El Gobierno de Canarias profesionaliza la selección de directivos para ganar en eficacia y transparencia, en sintonía con los ODS.


Leemos en un comunicado del Gobierno de Canarias [1] - que reproducimos casi textualmente a continuación - que la selección del personal directivo de las veinte empresas públicas canarias se realizará, a partir de ahora, mediante convocatoria pública y abierta, al menos, mediante un anuncio en el Boletín Oficial de Canarias, al objeto de que la selección de estos profesionales se ajuste a criterios de buen gobierno, eficacia y transparencia.

El Consejo de Gobierno, reunido en Las Palmas de Gran Canarias, a propuesta de la Consejería de Hacienda, Presupuestos y Asuntos Europeos, adoptó el pasado día 8 de noviembre un acuerdo por el que se dictan instrucciones a los representantes del Ejecutivo en las juntas generales y consejos de administración de las sociedades mercantiles relativas al personal directivo, en sintonía con el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para avanzar hacia instituciones “eficaces y transparentes que rindan cuentas”.

El Ejecutivo canario, según su portavoz y consejero de Presidencia, Julio Pérez, ha aprobado las nuevas instrucciones de selección de directivos para ganar "en eficacia y transparencia" en sintonía de los objetivos de desarrollo sostenible. considera que la dirección de las sociedades mercantiles públicas requiere de un equipo humano que reúna un conjunto de aptitudes y actitudes, de capacitación, habilidades directivas y liderazgo, seguimiento de objetivos, control de gestión, cuadro de mandos e indicadores de evaluación, que permitan una mayor eficiencia en la organización y en la prestación de los servicios que tienen encomendadas, por lo que se seleccionarán a través de procedimientos que garanticen los principios de publicidad, concurrencia, igualdad, mérito y capacidad.

Se calcula que las empresas públicas canarias manejan un volumen de recursos económicos de cerca de 200 millones de euros anuales. Diversos medios de comunicación [2]se han hecho eco de la buena noticia. .

El personal directivo dispondrá de contrato laboral de alta dirección y no estará sujeto a negociación ni convenio colectivo, pero sí a la normativa sobre incompatibilidades, así como a la declaración de bienes y actividades.

Asimismo, estará sujeto a evaluación periódica por el consejo de administración con arreglo a criterios de eficacia y eficiencia, responsabilidad en la gestión y control de resultados en relación con los objetivos marcados por los órganos de gobierno de la sociedad, de los que no podrá formar parte durante la duración del contrato. Las consejerías de Hacienda (Nueva Canaria) y Administraciones Públicas (PSOE)[3] elaborarán la normativa necesaria. .

Para el acceso a estos cargos se exigirá a los aspirantes estar en posesión de titulación oficial universitaria acorde con el área de especialidad del puesto ofertado. Por otra parte, y con el fin de valorar y atender a los principios de mérito, capacidad e idoneidad, el procedimiento de selección consistirá en dos fases: una, para la valoración de las titulaciones académicas, experiencia profesional y méritos formativos; y otra, para la elaboración y defensa de un plan de organización y funcionamiento.

En función de las especificaciones del puesto ofertado, la entidad convocante concretará los elementos de valoración más adecuados, así como su peso específico en el proceso. Cuando dicha entidad lo estime conveniente, podrá nombrar una Comisión de Valoración que seleccionará a los tres candidatos que obtengan la mayor puntuación y de estos, la junta general o el consejo de administración elegirán al más adecuado.




Comentarios

Entradas populares de este blog

La transición hacia un modelo de dirección pública integral en un gobierno regional. El caso de Andalucía.

Quienes apoyamos decididamente la institución de la dirección pública profesional  (DPP) hemos visto con satisfacción el acuerdo de gobierno entre el PP y Cs para Andalucía, que suma un impulso más a esta figura, con un significado especial por la importancia de aquella Comunidad Autónoma.    Es verdad que quienes se sitúan en el lugar más exigente de la promoción de la DPP  pueden decir que habrá que esperar para congratularse del todo, a conocer asuntos como el plazo de desarrollo del acuerdo, porque no es igual aprobar “un Proyecto de Ley de Despolitización[1] de la Junta de Andalucía que garantice la profesionalidad, imparcialidad, responsabilidad y honestidad de todas las personas al servicio de las instituciones públicas andaluzas”[2] en el primer año de gobierno, con vocación de implantar la normativa en los siguientes tres  años, que hacerlo en los últimos meses de legislatura. Así, se quedaría en un brindis al sol.
Tenemos sobradas experiencias para saber que el hecho de que …

Manifiesto a favor de un estatuto de la dirección pública profesional del sector público de España

MANIFIESTO A FAVOR DE UN ESTATUTO DE LA DIRECCIÓN PÚBLICA PROFESIONAL DEL SECTOR PÚBLICO DE ESPAÑA

Nuestro entorno institucional internacional hace tiempo que viene apostando por una dirección pública profesional en el sector público empresarial y fundacional, ya que es evidente que este sector será clave en el proceso de fuertes transformaciones derivadas de los cambios tecnológicos y culturales que se están produciendo en esos ámbitos, y que se incrementarán con la presencia masiva de la robotización en los años próximos.
En nuestro país, las oportunidades y avances que abrieron la ley del Estatuto Básico del Empleado Público en algunos ámbitos y la ley de Agencias, o no se han producido con la intensidad necesaria, o han desaparecido.
En el primer caso encontramos el Estatuto Básico del Empleado Público de 2007, que apostaba con claridad por esa figura de dirección pública que estaba llamada  “a constituir en el futuro un factor decisivo de modernización”, previendo que las autorida…

Reforma del servicio civil superior en Francia: Macron anuncia la supresión de los Grandes Cuerpos y la ENA.

En breve estrenaremos un Gobierno de la Nación y también los de muchas comunidades autónomas y entidades locales, que estarán obligados a pactar para gobernar y dedicar mucho más tiempo a la política que a la gestión. Quizá sea el momento, opinamos desde la Asociación - con cuatro años por delante - , de acometer, de una vez por todas, una transformación en todos los niveles directivos de todas las Administraciones, empresas, autoridades independientes, sociedades, fundaciones y demás entidades del sector público.

Paradójicamente - a nuestros ojos, tan poco amigos de cambios -, países con larga tradición de generación de altos empleados con vitola de éxito, como Francia con su ENA, ya han incluido en su agenda de reformas una revisión tan profunda de su modelo que algunos hablan de que no se debe excluir su supresión, en busca de un modelo más moderno.

Aquí os dejamos un extracto sobre la reforma propuesta en Francia (artículos de Marie-Christine Corbier en Les Echos)
https://www.lese…